by

Trabajar, terminar y publicar

Publicar todos los días ha sido uno de los ejercicios más gratificantes que he encontrado. Libera la mente. Genera confianza. Me ha hecho entender que el resultado no es tan importante como el acto. Que no debo buscar la perfección. Que todo momento es diferente. Y que de a poco salen cosas buenas.