El significado

El significado de lo que digo
es el efecto que tiene en el mundo.
Me conecta.
Paso de una interpretación a un mundo en acción,
dinámico.
De un yo en el mundo
a un yo como mundo.
Responsable.

El lenguaje más alla de explicar lo que pienso,
lenguaje como herramienta.
Lo que digo es importante.
Lo que digo tiene un efecto.

Todos son verdades

Alguien dice A
otro dice B,
alguien más habla de C.

Puede que otro niegue A,
y otro niegue B.

Todos son verdades,
todos tienen posibilidad,
existen en algún universo.

Existen en tu universo sí tú les das atención.

Ver a alguien haciendo algo despacio

Si ves a alguien haciendo algo despacio,
admíralo, aprecia, observa,
no lo afanes.
Seguro aprendes algo.

Soy un ser en expansión

Curioso en expansión pregunto,
¿hacia dónde me quiero expandir?
¿cómo?
y ¿con qué materiales?
¿a quién quiero involucrar en mi expansión?
¿qué colores tiene ella?
¿lenguajes,
palabras,
armonías?

La expansión es ambiciosa,
hay que dejarla y atajarla,
guiarla y soltarla.

Ella andará o se parará
¿seré director, o pasajero?

Si quiero asumir la responsabilidad soy yo el que la mueve,
o puedo ignorar mi protagonismo y dejar pasar.

¿qué fuerzas son las que la mueven?
tal vez mi rol en la expansión consiste en curar esas fuerzas,
o en acariciar la expansión por campos de fuerzas,
utilizar herramientas para manipularlos
y salir de los atractores,
escapar de huecos, doblar los campos y moverme, acelerar.
Si quiero manipulo campos de fuerzas
para crecer,
para ser más grande,
expandirme.

¡Somos expansión!
Gran enseñanza de mi amigo y maestro Salvador.

Crear para aprender a crear

Trabajar para aprender a trabajar suena aburrido,
mejor crear para aprender a crear.
Ver el trabajo como un proceso de creación es importante.

Grupos diversos

Un grupo grande se mueve lento,
tal vez robusto,resiliente
Y completo.
Demasiado lento.

Grupos medianos un poco más rápido,
puede que falte algo,
todavía lento.

Muchos grupos pequeños son rápidos
Pero incompletos.
lento porque no encuentran.

Un grupo de muchos grupos,
De distintos tamaños
Y que se ayuden.
Alguno entrega.

Tiempo al juego

Cada momento es el comienzo.

No llenemos el tiempo con trabajo,
llenemos el trabajo con tiempo.

Trabajo no es mover el presente a un futuro incierto,
más bien, mover hacía un futuro con futuro.

Necesitamos tiempo para ser libres.
Así, tiempo es función de libertad.
Somos libres para tener tiempo.

No le metamos juego al tiempo,
metámosle tiempo al juego.

Restringir permite

Restringir permite,
permite diferente,
cambiar rutina,
re-definir.

Soltar para recibir,
escoger.

Todo obstáculo abre oportunidad.
Es un reto, si queremos verlo así.
Aprovechemos para cuestionar el día a día.

42

Hoy llegué a 42.
La respuesta al universo,
al todo,
a la vida.
Y estoy agradecido.

Podría ponerme a buscar la pregunta,
pero hoy no tengo ganas,
tengo un año para eso.

Hoy me conformo con la respuesta.
La apreciaré.
La jugaré.
La admiraré con asombro.

Carta de amor

En tiempos de crísis entra uno en el dilema de estar con uno mismo o con los demás.
Desconectar y conectar.
Desconectar para protegernos, y conectar para ser fuertes.

Podemos caer en la trampa de encerrarnos
aprovechar que hay una excusa para desconectarnos
y olvidar que las conexiones son parte de nosotros.
Son lo que nos crean,
lo que nos hace más fuertes,
lo que en realidad nos hacen,

Estar en una cuarentena,
cambia a cada uno,
lo hace diferente,
nos cambia,
desconecta—y reconfigura.
Y debemos buscar como esas conexiones que ya no se dan,
se vuelvan a dar,
vuelvan a aparecer,
se refuerzen por otros canales.

Cada uno cambia sus rutinas y eso afecta a los otros,
o a mis otras partes,
a mis yo(s),
porque las formas en que yo era,
ahora son otras,
ahora soy diferente,
y esa parte que eres tú, que me completa, ahora está lejos,
y es tarea de los dos, conectarnos, complementarnos, hacernos otra vez,
ser

Ahora que pasó este incidente,
este virus,
esta pandemia, pánico,
lo que hace es que nos tengamos que reconfigurar,
porque la configuración que era prácticamente estable, ya no lo es,
y por eso tenemos que ser resilientes para que eso que funcionaba,
ahora vuelva a funcionar.

Tendremos que tener paciencia, esperar el tiempo, la nueva normalidad,
y en el momento ir reconfigurándonos,
escuchando,
adaptándonos como pareja, como grupos, como comunidad,
cada uno siendo el otro, de una nueva manera,
eso es resilir,
ser resiliente,
poder recobrar,
poder re-ser,
volver a lo que eramos,
fortaleciendo,
comunicándonos de un lado y del otro.
recibiendo y enviando,
entendiendo desde el amor, desde ser el otro,
y permitir que el otro sea uno.

Que no exista una falta de conexión,
emocional,
racional,
espiritual y amorosa.
Hoy tenemos la tarea de cambiar cada uno, para volver a ser,
para volver a la humanidad,
para volver a ser natural,
a ser lo que somos.

En este momento de miedos, de amenazas,
un momento en que el mensaje es no te toques,
no te veas, no te reunas, no te acerques,
¡necesitamos acercarnos más!
y los canales por los que podemos acercarnos, están saturados con información superficial.
El mensaje hoy no es cuidarnos de un virus,
es conectarnos para ser fuertes,
conectarnos para cuidarnos.
Es un reto transformar los canales,
transformar la forma de conectar.
Utilizar lo que usabamos para razonar, en herramientas para canalizar el amor.
Canalizar las emociones,
unirnos los unos a otros,
harmonizar.

Pensemos que cada mensaje puede alejar o acercar,
que cada palabra puede acercar o alejar,
que cada acción puede alejar o acercar.
Y hoy podemos acercarnos de maneras más profundas.

Hoy podemos acercarnos amorosamente.
podemos ser más, utilizando cuidadosamente,
cuidándonos a nosotros mismos, siendo todos uno.
Yo me cuido, cuidando a los que me hacen.
Yo te cuido, porque me cuido.
Yo me cuido, porque te cuido.

Cuidémonos conectándonos, siendo uno,
utilizando las herramientas para acercar,
para ser esa persona que me hace,
que me crea,
que es parte de mí.