Enfocarse en lo que podemos controlar no significa desconectarse

Enfocarse en lo que podemos controlar no significa desconectarse.
Es más bien observar mejor para encontrar oportunidades para actuar.

Es posible que al no ver un camino claro nos desconectemos del propósito,
lo cambiemos.
Porque a primera vista los problemas importantes son grandes,
y no son claros.
Si lo fueran no serían problemas importantes.

El arte está en no dejar que el ruido nos distraiga.
Arranquemos por estudiar el problema,
por entender,
ahí aparecerán las oportunidades.

Coincidir en el mismo tiempo

Enfocamos nuestro esfuerzo por encontrar,
en coincidir en el espacio.

Creemos que para encontrarnos
tenemos que estar en el mismo espacio.
Damos por hecho que estamos en un mismo tiempo.
Tal vez porque dominamos mejor el viajar por el espacio que por el tiempo.

Y la verdad es que es más fácil encontrarnos si buscamos coincidir en el mismo tiempo que el otro.