by

Más de uno que del otro

¿Blanco con negro o negro con blanco?

Puede que seamos ordenados con uno que otro desorden,
o desordenados con eventuales ordenes.

Ruidosos con momentos callados,
o callados con momentos ruidosos.

Contentos con algunos días tristes,
o tristes con días felices.

Trabajadores con ciertos descansos,
o relajados con épocas de duro trabajo.

No se puede ser algo sin ser un poco de lo otro,
todos somos un poco de todo,
a veces más,
a veces menos.

Somos el uno
y somos el otro.